domingo, 23 de enero de 2011

Memoria Viva :Los Abogados de la Democracia

“LOS ABOGADOS DE LA DEMOCRACIA”, video realizado por Tino Calabuig para CCOO y la Fundación Abogados de Atocha y que sirvió de preámbulo al acto de reconocimiento, en el “33 aniversario”, a los abogados de la acusación particular en el juicio de Atocha. Acto que tuvo lugar el sábado 23 de enero de 2010 en el auditorio Marcelino Camacho. El juicio contra los asesinos de Atocha cumplía en esos días 30 años, ya que se llevó a cabo en los 80.


http://vimeo.com/8986290 

Todo ocurrió un  24 de enero, un dia cualquiera ,como hoy, en este nuestro país hace 34 años ya, en 1977...Yo me acuerdo estremecida de aquel ataque fascista en la Plaza de Antón Martín, al lado prácticamente de mi casa, lo que significó en nuestras luchas reivindicativas en la Universidad y en la calle, los cambios que iban a venir después de la muerte del Dictador, lo malo es que los suyos coleaban y se revolvían sabiendo que la situación de antaño era insostenible y el pueblo español no lo iba a soportar más... Es curioso,  Atocha, la calle que trenza una red frondosa de relatos sobre la historia de Madrid, vío ,sintió, los tiros,  los gritos, la sangre ,el estupor, la huida  atropellada de aquellos que no merecen ser llamados" hombres", que se comportaron como asesinos y torturadores de la guerra y de la postguerra,porque de casta les venía...

Sus vidas, las de aquellos cinco trabajadores  de la Justicia  social, fueron segadas por un puñado de pistoleros -terroristas- de extrema derecha, amparados sombras poderosas y amenazantes. 
Las víctimas estaban desarmadas, conversando en una reunión de abogados. Defendían a centenares de trabajadores y vecinos de Madrid y provincia, operarios explotados , sindicalistas siempre en la picota, inquilinos indefensos ante los abusos y la arbitrariedad de unas leyes que podían ser cualquier cosa menos leyes de igualdad,  solidaridad,  libertad o ciudadanía. Quedaba mucho por hacer, recién  empezaba a caminar una Democracia tambaleante e insegura.
Tenian la fuerza y el convencimiento de que había que ayudar , atender al pueblo desprotegido, abusado y acorralado en sus más simples derechos, el trabajo, una vivienda, por la lucha sindical para que nosotros tuviesemos mejores condiciones de trabajo y de existencia; ese fue su "delito", la condición que los hizo pasto de las balas, la misma condición que arrebató , segó, vidas e ilusiones de miles de republicanos en la maldita Guerra civil.
Quisiera traer la voz de una crónica periodistica de hace unos seis años,  en el País, firmada por Rafael Fraguas, que aún me estremece,porque hace falta no tener alma para no sentir arrebato de cólera y de lágrimas.
Cito textualmente: 


"Uno de los asesinados aquel 24 de enero de 1977 era, precisamente, un empleado despedido de Telefónica. Se llamaba Ángel Rodríguez Leal y trabajaba como administrativo en el despacho de Atocha, 55, donde los abogados Luis Javier Benavides, Serafín Holgado, Javier Sauquillo y Enrique Valdelvira, hallaron junto a él la muerte. Cuatro personas más, Dolores González Ruiz, ex compañera del estudiante Enrique Ruano, muerto en 1969 en manos de la Brigada Político Social franquista y compañera de Sauquillo; Luis Ramos; Alejandro Ruiz Huerta y Miguel Sarabia sufrieron heridas gravísimas, pero sobrevivieron. Las víctimas eran del PCE.
Según Francisco Naranjo, secretario de Comunicación de Comisiones Obreras de Madrid, anfitriona del homenaje, "el sindicato se siente cada día más orgulloso de haberles tenido por compañeros". José Luis Rodríguez Leal, hermano de Ángel, se hallaba ayer en la sede de CC OO. Con él se encontraban Teresa Villar e Iván Valdelvira, esposa e hijo del abogado asesinado Enrique Valdelvira, y Miguel Sarabia, letrado también y superviviente de la matanza. Sarabia fue ametrallado en el vientre y pasó dos años en cama al contraer entonces hepatitis, lo mismo que Luis Ramos, tras las intervenciones quirúrgicas que sufrieron.
Los cuatro conversan con las voces aún dominadas por la emoción. ¿Se sienten víctimas del terrorismo? "Claro que sí, lo fuimos", comentan todos. Pero discrepan en cuanto a si se integrarían o no en la Asociación Víctimas del Terrorismo, de reciente actualidad. Ruiz Leal se lamenta: "Tal vez si nos hubiéramos integrado en ella, pudiéramos haber contribuido, al menos un poquito, a que no se escorara tanto como hemos visto". Iván toma la palabra: "El dolor nos daña a todos los seres y por ello, las organizaciones de víctimas han de quedar al margen de la política". Su madre, Teresa, guarda silencio. A sus ojos acude líquida y mansamente la memoria de su marido, Enrique, muerto a la edad de 31 años. ¿Cómo pudo Teresa sobrellevar un trance así?: "Tuve que recurrir a un psicólogo, pero gracias a mi hijo Iván, que tenía diez meses, obtenía de él fuerza para luchar; la fuerza que me faltara, me la daba mi hermana Olga...", dice con una mirada transparente esta mujer entonces ama de casa y hoy bibliotecaria en Móstoles. "No sé, pero nunca nadie de la AVT me llamó para nada... Salvo el alcalde Ruiz-Gallardón, no creo que nadie del PP nos considerara víctimas del terrorismo" comenta.
Miguel Sarabia destaca: "Aunque ahora parezca poca cosa, el juicio de los asesinos de Atocha, en 1980 -pese a la arrogancia de los acusados, con camisa azul y muchos asistentes, también de uniforme-, fue la primera vez que la extrema derecha fue sentada en el banquillo, juzgada y condenada". Y añade: "Con el atentado buscaban una huelga general que desencadenara el golpe de Estado... Pero no lo consiguieron". Hasta 24 pueblos de Madrid, en sus calles y plazas, recuerdan a las víctimas de Atocha,55."

Al entierro asistieron más de cien mil personas, la primera manifestación multitudinaria de la izquierda después de la muerte de Franco y transcurrió sin incidentes.
Le siguieron importantes huelgas y muestras de solidaridad en todo el país, además de un paro nacional de trabajadores el día después del atentado. En estas muestras de fuerza parecía una paradoja  que las fuerzas de seguridad  tuvieran que proteger a los miembros de un partido ilegalizado,  quizá fue  el momento decisivo, para la legalización posterior del PC. 
En marzo, tres meses después, la legalización se oficializa durante el día conocido como Sábado Santo Rojo, por ser durante el sábado de la Semana Santa, festividad católica, para así aprovechar y mitigar parte de la oposición política y sobre todo  militar, en  plenas vacaciones. 
En la legalización del PC tuvo mucho que ver como mediadora y como enlace de las diferentes partes  Carmen Diez de Rivera, alguien a quien no se ha dado la importancia que merece, ni se ha estudiado con rigor desde ámbitos académicos su labor politica y sociológica.
Ella estuvo presente en el sepelio, estaba demasiado comprometida de corazón con la democracia y con una España más igualitaria, más justa y en libertad...Otros también estuvimos;empequeñecidos por la magnitud de un dolor que nos llevó a ser impecables dando muestras de un civismo  que los señoritos de derechas, los "camisas nuevas" no nos suponían y llovía sobre mojado, pues yo ya habia asistido a varios entierros de compañeros de la Facultad y de jóvenes obreros muertos a manos de semejantes energúmenos y de sus bandas de auténticos gángsteres.
Por ellos, por los asesinados:
Enrique Vandelvira Ibáñez, Luis Javier Benavides Orgaz, Francisco Javier SauquilloPérez, Serafín Holgado y Angel Rodriguez Leal.
 Y los heridos: Miguel Sarabia Gil, Alejandro Ruiz Huerta, Luis Ramos Pardo,Dolores González Ruiz
¡Salud , Memoria y Libertad!

COSAS DE LA EDAD

 
Todas las poblaciones  tienen edad y soportan los consabidos achaques que trae  la provecta; para evitar al igual que los seres humanos que los pueblan ,perecer sin dejar más que el polvo del camino.
“Sic transit gloria Mundi” (“Así pasa  la gloria del mundo”, tan fugaz que casi ni se da cuenta uno o al menos quisera darse cuenta ).
En Teruel sabemos mucho de eso, sabemos de promesas incumplidas , demoras “ ab illo tempore”, cuando no “gato por liebre” y hemos sentido el mordisco del tiempo que se nos ha ido comiendo a pedazos sobre todo en los pueblos  tan dispersos de esta provincia tan “Cenicienta”y en las masadas (masías) de acá y de acullá; primero como no hay niños se te llevan la escuela, luego desaparece el consultorio del médico, casi a la par el cura párroco tiene que multiplicarse  en sus tareas espirituales entre diferentes pueblos integrados en una unidad pastoral  que no baja de seis o siete pueblos ;imaginaos como va  en su  quehacer después de varias misas echándose al coleto tanta sangre de Cristo como misas ha oficiado, algunos  que también tiene  ya una  de edad son muy “amigos” de la Benémerita que ya incluso, y para colmo de desolación, escasea en sus rondas por estos parajes.
¡Qué tristeza!
Sabemos que existimos, pero ¿y los demás?
Todas las iniciativas para llenar los huecos que arrebatan a los jóvenes, a los niños, a una vida bulliciosa aunque tranquila  de nuestro mundo rural parecen válidas para evitar su muerte, engañar al Padre Cronos y que no se dé un festín con sus dientes mellados con las migajas que quedan en pie, tan exiguas.
Hoy no voy a hablar de este Teruel de mis cuitas, no,  tenemos vecinos al Sur que están casi casi como nosotros en el  siniestro listado de los  destinados a extinguirse…
Leyendo de aquí y de allí me te topado  con una noticia llamativa, de un simpático pueblo de Cuenca, seguro que a alguno de vosotros os suena: Olmeda de la Cuesta.
Allí el Ayuntamiento ha decidido arremangarse ¡que si no! Y coger al toro de la despoblación por los cuernos, les va la vida en ello; van a regalar o al menos  a sacar a subasta de baratillo solares para atraer población.
Es que  en Olmeda llevan más de cuarenta años, se dice pronto (¿verdad Franco?) sin que nazca un pequeño que altere la monotonía de los días y que al menos lleve algo de ilusión a la respetable cifra de abuelos potenciales  que existe en la zona.
Cito la noticia íntegra  de la fuente de dónde la he tomado la Agencia EFE, ciertamente no tiene desperdicio y nos hará reflexionar en medio de las vorágines donde nos encontremos (seguro que  casi todos estamos en la misma vorágine que nos tiene hartos, mareados y a punto de tirar la toalla o de vomitar):
“El alcalde de este pequeño municipio conquense, situado a 55 kilómetros de la capital y a 160 de Madrid, José Luis Regacho, quien ha indicado que el objetivo es que el pueblo no desaparezca y 'siga existiendo dentro de diez años'.
Actualmente solo viven a diario unas quince personas, aunque hay censadas 32, dieciocho mujeres y catorce hombres, según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), que reflejan que esta localidad alcarreña empezó a perder población a partir de 1970. Por ello, el consistorio se ha comprometido a limpiar los terrenos con viviendas abandonadas cedidas por antiguos propietarios que ya no residen en la localidad para después sacarlos a subasta por el mismo precio que cuesta el derribo de las casas. Ofrecen solares de unos 150 metros por unos 2.000 euros y ya hay algunas personas interesadas, ha explicado Regacho, quien ha augurado que a finales de esta legislatura podrán tener adjudicados una decena.
El regidor ha reconocido que en su pueblo no hay oportunidades laborales porque en la comarca solamente existen pequeños cultivos de cereal o aceituna, por lo que, de momento, la única apuesta es atraer a los jóvenes los fines de semana y durante las vacaciones. En esas fechas la población se multiplica por veinte, como este fin de semana que celebran a San Sebastián, su patrón, que ha permitido reunir a entre 400 y 500 personas. Sin embargo, los lugareños están 'encantados' con su modo de vida en el que pasan el tiempo 'cogiendo aceituna', 'en las labores', en la 'estufa' o 'viendo la televisión', explican a Efe Anastasio, Victoriano, Balbina, Natalio o Piedad que entre todos suman más de cuatro siglos.
El más anciano es Gregorio, de 89 años, quien recuerda con añoranza cómo hace cuarenta años muchos se fueron a estudiar o a trabajar a Madrid y ahora los que quedan se dedican como él a las labores del campo 'mientras la salud se lo permita'. Sus vecinos enseñan con orgullo el edificio municipal de usos múltiples de más de 330 metros cuadrados con el que cuentan desde hace un año y que sirve de centro social y cultural.
El hecho de ser el municipio más envejecido del país les ha hecho 'algo famosos', cuentan, mientras recuerdan que han pasado muchos años desde que se celebró en la localidad 'una boda, un bautizo o una comunión'. Olmeda de la Cuesta tenía en 1991 un total de 54 personas censadas, las mismas que en 1996, mientras que en 2001 descendió hasta los 39, 42 eran en 2004 y 39 en 2006, según los datos del INE. En 1842 había 120 hogares que se redujeron a 121 en 1900 y a 61 en 1970.
En conjunto, la provincia de Cuenca ha perdido en 2010 un total de 619 habitantes, hasta los 213.852, según las mismas fuentes. Olmeda de la Cuesta es el municipio más envejecido de España, con un 81,3% de personas mayores de 65 años, según recoge el cuaderno 'La población en España:1900-2009' elaborado por la Fundación BBVA y el Ivie.”
A mi me parece muy bien  que un Alcalde piense y que piense bien, con sentido común  y sobre todo en su gente y no en otras cuestiones más frívolas o vanidosas, parece que es una pequeña tirita en las muchas heridas que desangran  nuestro solar patrio, que ¡qué cosas! encima se parece a una piel de toro puesta a curtir; más triste aún es que se nos acaban las tiritas y los apósitos y no hay posibles para comprar todos los que se necesitan…
Y yo me pregunto ¿qué dedo nos vamos a dejar cortar que no nos duela?...
Le dejo esta pregunta a nuestros “servidores públicos” que da igual que sean de aquí o de allá, enfrascados en sus disputas personales y de partido, gastándose los dineros  que no tenemos en comidas, festejos, inauguraciones y en autobombo y mientras tanto España y los españoles con fiebre además de sangría…
No quiero decir más, estoy cansada, me enferma lo que veo, pero he querido contenerme para no concitar las iras del "poderoso" más de lo que ya las he traído sobre mi cabeza y las de los míos; aquí en Teruel un amante se murió de amor no correspondido, también se puede morir de tristeza y desilusión, esperemos que no sea el caso, ni de Olmeda ni de tantísimos pueblos de nuestra geografía.
“Recuerde el alma dormida,
avive el seso y despierte
contemplando
cómo se pasa la vida,
como se viene la muerte
tan callando”
                      Jorge Manrique
Pues eso.